Archivo de la etiqueta: romanticismo

Zona Vip de Arsenal Le Comte Arts

Jean Desire Gustave Courbet (Francia. 1819 -  1877) - Louis Gueymard (1822–1880) como Roberto e Diablo .1857. Óleo sobre lienzo. 148.6 x 106.7 cm. Museo Metropolitano de Arte de NY
Jean Desire Gustave Courbet (Francia. 1819 – 1877) – Louis Gueymard (1822–1880) como Roberto e Diablo .1857.

 

Si como leéis, os la regalo al suscribiros a la newsletter de la web

http://arsenallecomte.com/blog/

Para hacerlo clicar AQUÍ

Hola chic@s, como veis se me ha ocurrido la idéa de hacer una zona reservada sólo para vosotr@s, los seguidores y suscriptores de la nueva página.

Para agradeceros vuestra fidelidad y confianza, no se me ocurre nada mejor que obsequiaros con diferentes regalos (E-books, pdf, reproducciones de grandes obras etc…) que iré subiendo conforme los vaya consiguiendo o elaborando a la página que he llamado (Zona VIP) para que os los podáis descargar.

A ella se accede por contraseña, que os daré una vez hayáis completado el registro a la Newsletter Sólo tenéis que copiar y pegar en el cuadro de texto y ya podréis acceder a ella.

Este primer obsequio consiste en una reproducción a tamaño natural de Gustave Courbet cuyas medidas son de 150 x 107, la cual he optimizado para que la podáis imprimir en ese tamaño para abajo, en la medida que deséis.  Mas información, os la doy en la Zona Vip

Espero que os guste

Saludos:

Atte: Arsenal Le Comte.

Logo de Arsenal Le Comte Arts
Os gusta el logo?

 

 

 

 

Anuncios

Venganza bajo juramento – Francesco Hayez, (Venecia, Italia. 1791 – 1882)

pintura, óleo, oil art, arts, arte, lienzo, canvas, romanticismo,neoclasicismo,academicismo
Francesco Hayez (Venecia, Italia. 1791-1882) – Venganza bajo juramento. 1851. Óleo sobre lienzo. 237 x 178 cm. Firmado y fechado: Fran. Hayez / en Venezia 1851 Liechtenstein Museum –  Palacio de verano de Liechtenstein.  – Liechtenstein.

Francesco Hayez pintó esta magnífica obra en Venecia en el año 1851, “Venganza bajo juramento”.  La composición está dominada por las dos figuras de tamaño natural casi en su centro, su tratamiento detallado del fondo, desencadena un fondo sugerente de los palacios venecianos junto con una bella fuente.

Fondo, palacio veneciano, fuente, pileta, pintura, óleo, oil art, arts, arte, lienzo, canvas, romanticismo,neoclasicismo,academicismo
Venganza bajo juramento – Detalle del fondo de la obra donde se aprecia el buen gusto de Hayez al interpretar los clásicos palacios venecianos.

Hayez, también, era un maestro de la representación de las distintas cualidades de los diversos tipos de tela,  apreciamos como destaca partiendo del patrón de las flores del vestido, por medio del brillo de la seda, a la transparencia del velo.

Transparencia, detalle, vestido, fuente, pileta, arte, art, arts, pintura,óleo, lienzo, neoclasicismo, romanticismo, academicismo
Magnífico nivel de detalle en esta trasparecia del velo del vestido, teniendo como fondo la fuente o pileta.

Hayez estaba íntimamente relacionado con el mundo del arte vienés de este período. Había llegado a Viena en 1836 con el fin de contribuir al proceso de reforma puesto en  marcha luego en la Academia de Bellas Artes, y fue presentado al emperador por el príncipe Metternich.

Los pintores vieneses de este período también estaban atentos a la evolución del resto de Europa y el conocimiento de lo que se estaba pintando en Inglaterra, en Francia y en Italia aseguraron una cierta apertura para encontrar su reflejo en la obra producida en Viena.

Es por referencia al arte producido en este periodo en otros países por lo que somos capaces de hacer comparaciones significativas. Tal referencia amplia nos proporcionan los criterios que nos permiten reconocer la importancia y la calidad de la pintura de la era Biedermeier en Viena, incluso para los estándares establecidos por el presente contexto internacional.

Esta pintura pertenece a  una serie inspirada en una novela inédita de Andrea Maffeil. Es parte de un tríptico sobre el amor y la venganza, junto con la Acusación secreta, ahora en la Pinacoteca Civica Malaspina de Pavía, y La venganza de un rival (La Mujer de Venecia), el paradero de esta tercera obra es actualmente desconocido.

painting, pintura, óleo, oil art, arts, arte, lienzo, canvas, romanticismo,neoclasicismo,academicismo
Francesco Hayez (Venecia, Italia. 1791-1882) – La acusación secreta. 1847-1848. Óleo sobre lienzo. 153 × 120 cm. Pinacoteca Civica Malaspina de Pavía. Italia

 

En esta parte que nos ocupa del tríptico, Raquel (enmascarada y con el vestido de flores) ha informado a María (que llevaba un velo), sobre el engaño de su amante. Maria ha quitado la máscara de su cara y está empujando a Raquel distanciándola. En el marco de la obra original, apareció un verso de Maffei con las siguientes palabras: “via dal mio cor si vil pensiero” – “destierra de mi corazón tan vil pensamiento”.

 

painting, pintura, óleo, oil art, arts, arte, lienzo, canvas, romanticismo,neoclasicismo,academicismo, máscaras, mascarada
Francesco Hayez (Venecia, Italia. 1791-1882) – Venganza bajo juramento, excepcional el nivel de detalle de las máscaras.

Una figura silueteada en un balcón en el fondo parece estar alejada del drama. Las actividades del canal, desiertas, no existen, creando un espacio semiprivado en el que se revelan los secretos, pero sólo para algunos…

Las colecciones del Principado de Liechtenstein  contienen grandes obras de arte europeo que abarca cinco siglos, encontrándose entre las colecciones privadas más importantes del mundo. Que data del siglo XVII, teniendo sus raíces en el Barroco ideal de mecenazgo principesco de las artes. Durante generaciones, la Casa de Liechtenstein ha nutrido constantemente este ideal, añadiendo sistemáticamente a las participaciones de la colección de acuerdo con una política de adquisiciones un activo que continúa hasta nuestros días. Esto permite que existan áreas focales de la colección a ampliarse y mejorarse a través de la adquisición de obras de arte de la más alta calidad, garantizando así el atractivo perdurable de las colecciones del Principado.

painting, pintura, óleo, oil art, arts, arte, lienzo, canvas, romanticismo,neoclasicismo,academicismo, máscaras, mascarada, detalle, flores, manos, carta
Francesco Hayez (Venecia, Italia. 1791-1882) – Venganza bajo juramento, detalle del busto de María.

Atte: Arsenal Le Comte

José Casado del Alisal – Los dos Caudillos

Gonzalo Fernández de Córdoba ante el cadáver del duque de Nemours o también "Los dos caudillos
José Casado del Alisal (Palencia, 1832 – 1886) – Los dos caudillos. 1866. Óleo sobre lienzo. 256 x 382 cm. Museo nacional del Prado. Madrid, España. Cedido al Palacio del Senado.

También conocido como “Gonzalo Fernández de Córdoba ante el cadáver del duque de Nemours” el cual actualmente se encuentra en el palacio del senado.

Cuando Casado fue nombrado profesor de la Escuela Superior de Pintura, Escultura y Grabado de Madrid estaba ejecutando este lienzo, presentado a la Exposición Nacional de 1866, consiguiendo una primera medalla.
Casado del Alisal logró con esta pintura un nuevo éxito tras su Rendición de Bailén . Reduciendo los personajes a los estrictamente esenciales para la narración, volvía a lo más puro del romanticismo pictórico. A esta tendencia contribuyen la situación de los protagonistas en primer término, la simplicidad del paisaje de fondo, el idealismo de los modelos humanos y la simplicidad de la composición, basada en la diagonal en que dispone las figuras.

El artista repitió en esta obra la estructura de un cuadro de tema idéntico realizado en 1835 por su maestro Federico de Madrazo, aunque algunas figuras como el paje con el cuerpo muerto delatan la influencia de la pintura del romanticismo francés.

Gonzalo Fernández de Córdoba ante el cadáver del duque de Nemours (detalle)
Detalle de la obra de José Casado del Alisal – Los dos caudillos, que representa al paje del Conde de Nemours sujetando a su señor en presencia del Grán Capitán. (Gonzalo Fernandez de Córdoba)

Historia:

Luis de Armagnac, duque de Nemours, cayó muerto de un tiro de arcabuz durante la batalla que el 28 de abril de 1503 mantuvieron las tropas francesas a su mando en la pequeña localidad italiana de Ceriñola, defendida por el ejército español a las órdenes de don Gonzalo Fernández de Córdoba, en una de las batallas más importantes ganadas por las tropas españolas enviadas a Italia por los Reyes Católicos para recuperar el reino de Nápoles, arrebatado por los franceses a la corona española. Al día siguiente del enfrentamiento, con las primeras luces del alba, el Gran Capitán recorrió con sus oficiales el campo de batalla, sembrado con casi 3.000 muertos y heridos. El general español encontró el cadáver desnudo de su enemigo y lo mandó trasladar a la iglesia de San Francisco de Barletta, donde fue inhumado con todos los honores de su rango.

Los dos caudillos (detalle)
Detalle de los dos caudillos en el cual se representa a Gonzalo con la mano sobre la crin de su caballo, mirando a su amigo el Conde de Nemours en la batalla de Ceriñola

En esta escena, Casado inmortaliza el reconocimiento y el respeto del general español vencedor hacia el valor del enemigo, derrotado y muerto en combate. El Gran Capitán ha descendido de su caballo para contemplar el cadáver del duque. El fiel paje que levanta la cabeza del vencido se dirige a don Gonzalo en actitud implorante. A la derecha encontramos varios oficiales españoles que contemplan el episodio desde sus caballos

Los dos caudillos (detalle)
Detalle de la obra “Los dos caudillos” que representa en primer término al Gran Capitán desmontado del caballo en señal de respeto hacia su adversario. Detrás a la derecha, se aprecian varios oficiales españoles que contemplan el episodio desde sus caballos

Casado emplea una diagonal para organizar la composición, arrancando desde la figura del paje arrodillado, continuándola con el caballo, la cabeza del Gran Capitán y las figuras de los generales. Otra diagonal arranca desde la esquina superior izquierda, dirigiéndose en profundidad hacia la zona contraria, acentuada por las figuras de los soldados que se dirigen al fondo.

Detalle de los soldados
Detalle de la parte superior izquierda de “Los dos caudillos” en el cual parte una diagonal desde la esquina superior izquierda, dirigiéndose en profundidad hacia la zona contraria, acentuada por las figuras de los soldados que se dirigen al fondo, con un gran juego de luces del amanecer.

El pintor ha reducido la escena a los principales personajes que aparecen en primer plano, simplificando el paisaje del fondo de suaves llanuras en las que se aprecian movimiento de tropas y lejano humo de incendios. Las influencias de Velázquez en los caballos y de los románticos franceses en los cadáveres siguen presentes en la obra de Casado, apreciándose ecos de Federico de Madrazo en el dibujo y el color.

El cuadro fue adquirido por el Estado en 1.600 escudos, siendo cedido años más tarde al Senado.

Fuente: Museo del Prado y Foros Xerbar.

Atte: Arsenal Le Comte Arts.

 

José Casado del Alisal – La campana de Huesca

pintura histórica, romanticismo, la campana de huesca, casado del alisal jose
José Casado del Alisal (Palencia, 1832 – 1886) – La campana de Huesca. 1880. Óleo sobre lienzo. 474 cm × 356 cm. Museo del Prado, Madrid, España. Cedido al Ayuntamiento de Huesca, Huesca, España. El cuadro recrea el momento final de la leyenda de la Campana de Huesca, cuando el rey Ramiro II de Aragón mostró a los nobles de su reino las cabezas cortadas, y dispuestas en forma de campana, de los nobles que habían desafiado su autoridad.

El cuadro fue pintado por José Casado del Alisal entre 1879 y 1880 en su estudio de la Academia Española de Bellas Artes de Roma, de la que fue su primer director hasta octubre de 1881.

Antes de pintar el cuadro, el autor realizó una serie de dibujos a lápiz y varios bocetos del cuadro y de cabezas al óleo, como el de la cabeza del rey Ramiro II, y en el estudio del artista palentino se guardaban, además de otras telas y objetos, el birrete y la túnica con la que Ramiro II aparece en el cuadro, estos dibujos y bocetos fueron mostrados en una exposición en Palencia (España) en 1928 y a partir de ahí desaparecen, sin saber actualemente cual es su paradero. Conservándose en la actualidad tres bocetos, los cuales se encuentran uno en el Palacio del Senado de España, otro en el edificio de la Diputación Provincial de Palencia, España y el tercero y último en el Museo Arqueológico Provincial de Huesca, España.

Boceto o borrador de la Campana de Huesca
III boceto de la campana de Huesca realizado por José Casado del Alisal y que actualmente se encuentra en el Museo de Arte de Huesca.

La estancia subterránea en la que se desarrolla el cuadro intenta recrear la llamada Sala de la Campana del Palacio de los Reyes de Aragón,  edificio que en la actualidad alberga el Museo Arqueológico Provincial de Huesca. El centro geométrico del lienzo coincide con la columna adosada en cuya base aparece colocada una argolla de hierro.

A la izquierda del cuadro aparece representado el rey Ramiro II de Aragón, ricamente vestido, llevando un birrete morado con adornos dorados, sujetando con su mano izquierda un perro negro de aspecto amenazador, y señalando con su mano derecha las doce cabezas cercenadas y dispuestas en forma de círculo de los nobles rebeldes, entre las que destaca la del obispo, colgada de una cuerda a modo de badajo de la campana y que, en opinión de diversos autores, parece sonreír con sonrisa cínica o macabra.  Ramiro II aparece sereno y observando con dureza a los nobles que contemplan horrorizados la escena desde la escalera.

Detalle de la obra, la campana de Huesca, Ramiro II
Detalle del cuadro donde se aprecia al rey Ramiro II de Aragón señalando el destino que les espera al que no respete su autoridad.

En el hueco de la escalera, situado detrás del rey, aparecen amontonados los cadáveres decapitados de los nobles. El realismo que presentan las trece cabezas cercenadas ha sorprendido a diversos historiadores, que afirman que Casado del Alisal llegó a copiarlas del natural, y en relación con ese realismo cabe destacar la siguiente anécdota verídica protagonizada por el pintor palentino, y mencionada en sus escritos por varios autores

“Cuéntase que el autor encargaba a los hospitales y a las clínicas cabezas de cadáver que le pudieran servir de modelos y llegó a desmayarse y sufrir un fuerte traumatismo nervioso el día que, llegado al estudio el mandadero, volcó el saco en el suelo del taller, sin más explicaciones, y rodaron por el pavimento tres cabezas humanas. Hasta ese extremo llegaba el escrúpulo de aquel artista y otros como él, desdichadamente consagrados, con tal probidad digna de mejor causa, a una documentación tan ímproba como innecesaria y absurda”.

En la parte derecha del lienzo, más intensamente iluminada que el lado izquierdo, aparecen los nobles convocados por el rey para contemplar el destino de los rebeldes ejecutados. En primer plano aparece, con vestimenta de color amarillo, un personaje que podría representar, en opinión de diversos autores, al conde Ramón Berenguer IV de Barcelona, yerno de Ramiro II por su matrimonio con Petronila de Aragón, hija y sucesora de Ramiro II. El supuesto yerno del rey aparece contemplando las cabezas cortadas con aire indignado y con los puños cerrados para contener su cólera.

Ramón Berenguer, Campanas de Huesca,
Detalle de la obra representando a Ramón Berenguer IV Conde de Barcelona, contemplando las cabezas cortadas con aire indignado y con los puños cerrados para contener su cólera.

Detrás de Ramón Berenguer y situados en el mismo escalón, dos nobles contemplan la escena, pensativo uno y conmovido el otro. Los restantes nobles que contemplan la advertencia de Ramiro II aparecen conmovidos, asustados o aterrados, aunque hay uno que sonríe, y todos ellos van ricamente vestidos con colores rojos, azules o amarillos, y portando cotas de malla, birretes o espadas.

Detalle de la campana de Huesca
Detalle de los nobles que se encuentran en la escalera detrás de Ramón Berenguer, aterrados, menos uno que sonríe.

Leyenda:

La leyenda de la campana de Huesca cuenta como Ramiro II el Monje, rey de Aragón, decapitó a 12 de los nobles que se opusieron a su voluntad. La historia es parte del acervo popular en Aragón.

Tras la muerte en 1134 de Alfonso I el Batallador sin hijos, heredó el reino de Aragón (en España) su hermano, Ramiro II el Monje, obispo de Roda de Isábena. El reino sufría por entonces diversos problemas internos y externos.

Según cuenta la Crónica de San Juan de la Peña (siglo XIV), estando Ramiro II preocupado por la desobediencia de sus nobles mandó un mensajero a su antiguo maestro, el abad de San Ponce de Tomeras, pidiéndole consejo.

Éste, llevó al mensajero al huerto y cortó unas coles (algunas veces se habla de rosas), aquellas que sobresalían más. A continuación ordenó al mensajero repetir al rey lo que había visto.

Ramiro II hizo llamar a los principales nobles, para que vinieran a Huesca, con la excusa de que quería hacer una campana que se oyera en todo el reino. Una vez allí, hizo cortar la cabeza a los 15 nobles más culpables, sofocando la revuelta.

La forma popular desarrolla algo más el hecho: el rey convocó Cortes e hizo venir a todos los nobles del reino para que vieran una campana que iba a hacer, una que se oiría en todo el reino. A los rebeldes los hizo entrar de uno en uno en la sala y fue decapitándolos según iban entrando. Una vez muertos, los colocó en círculo y al obispo de Huesca, el más rebelde, lo colocó en el centro como badajo. Luego dejó entrar a los demás para que escarmentaran.

Biografía de José Casado del Alisal

 José Casado del Alisal. (Villada, Palencia, 1832-Madrid, 1886). Pintor español. Estudió en la Escuela de Dibujo de Palencia y en la Escuela de Bellas Artes de San Fernando de Madrid. En 1855 fue pensionado a Roma y posteriormente se trasladó a Francia, donde pintó El juramento de las Cortes de Cádiz, que decora el testero del hemiciclo del Congreso de los Diputados. Fue uno de los encargados de pintar la basílica de San Francisco el Grande y llegaría a ser director de la Academia Española de Bellas Artes de Roma. Concurrió habitualmente a las Exposiciones Nacionales de Bellas Artes y obtuvo un premio extraordinario de primera clase en 1860 con el cuadro de influencia nazarena Últimos momentos de Fernando IV, el Emplazado, basado en la leyenda de los Carvajales y la extraña muerte de Fernando IV de Castilla. Fue un afamado pintor de historia, autor de algunos de los más célebres cuadros del género en España como La rendición de Bailén, que evoca la capitulación del ejercito francés ante las tropas españolas el 19 de julio de 1808. Fue galardonado con primera medalla en la Exposición de 1864. También es célebre La leyenda del rey monje o La campana de Huesca, uno de los lienzos más truculentos y sobrecogedores de toda la pintura de historia española, basado en el sangriento episodio en que Ramiro II, rey de Aragón, consuma el escarmiento a los nobles aragoneses que se habían rebelado contra su autoridad degollando a los responsables y formando una gigantesca campana con sus cabezas. El cuadro no obtuvo la medalla de honor que el pintor esperaba en la Exposición Nacional de 1881, solo mención honorífica, lo que motivó la dimisión de su cargo en la Academia de Bellas Artes de Roma. Cultivó asimismo el cuadro de género y el retrato, destacando entre estos últimos Dama con abanico, Mujer con mantilla blanca o Retrato de dama francesa, conservados en el Museo del Prado.

Fuente: Museo del Prado.

Atte: Arsenal Le Comte