Esculturas fantasmales – Livio Scarpella

Esculturas marmol de Sanmartino
Livio Scarpella (Ghedi. Brescia 1969) – “Anima Beata / Anima Dannata” (alma bendita / alma condenada) Marmol y el corazón amatista y cuarzo. De la seríe (Ghost – Underground) – Basadas en las esculturas de la Capilla de San Severo en Nápoles, Italia.

Livio Scarpella nació en Ghedi, Brescia, Italia, donde vive y trabaja. Fué alumno de la Academia de Bellas Artes de Brera, diplomándose en 1990. Trabajó como asistente en el estudio del escultor Giuseppe Bergomi hasta el año 1995.

En 1993 fue premiado por la pintura ” San Carlos Borromeo” (Palazzo della Permanente, Milan, Italia). En el 2002 obtiene el premio Durini.

Relicario nº 3
Escultura nº III de una serie de tres obras de relicarios llamados Bimba.
Bronce dorado, lapislázuli, cobre repujado y plata, perlas, coral, geoda
33x14x14 cm
Segundo relicario
De la serie de tres relicarios este es el nº II,
Bronce dorado, lapislázuli, cobre repujado y plata, perlas, coral, geoda
33x14x14 cm



Algunas de sus obras han sido utilizadas para ilustrar las cubiertas de varios libros de Aldo Busi.

En el año 2003, es invitado a participar con “Italian Factory – la nuova scena artistica italiana” al parlamento europeo de Estrasburgo. Ese mismo año también es invitado a la Benial de Venecia, en la sección “Extra 50”

Escultura de Livio representando una cabeza
Escultura de Livio representando una cabeza

El siguiente trabajo es una serie de aspecto clásico llamada “Ghost Underground” inspirada en las obras de la capila de San Severo en Nápoles, Italia, representando almas fantasmales ocultas bajo un velo transparente, mostrando expresiones de angustia o de paz en sus rostros.

Son parejas con destinos opuestos, como “el bendito” y “el maldito”, como “alma bendita” y “alma condenada”, dándoles un especial simbolismo las piedras preciosas insertadas en los bustos, cerca de los corazones de las esculturas.

Estos cristales y los rostros suavemente envueltos por un velo, forma un interesante conjunto de texturas, que nos llama la atención de inmediato, emanando estos bustos fantasmales una magia que nos hace admirarlos durante rato sin cansarnos por ello descubriendo todos sus perfectos detalles.  Pues Livio Scarpella, con su gran técnica logra que no sólo sean rostros humanos, sino que también parezcan almas en pena, perdidas del más allá. Evocando el tema de la vida y la muerte, del que ninguno vamos a poder escapar.

Echar un vistazo a estas imágenes e intentar interpretar cada uno de sus rostros y expresiones, seguro que os harán reflexionar.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s